lunes, 9 de julio de 2007

Reir por no llorar

Es lastimoso que estando a una semana de la defensa de mi proyecto fin de carrera, cuando cualquiera estaría ultimando la presentación yo siga aun con la memoria.

No se que es peor que si en cada revisión de la misma los cambios sigan siendo numerosos o que esos cambios se realicen sobre cosas que no han sido modificadas por lo que podían haber sido realizados antes.

Por una parte me alegro porque se supone que me va a quedar una gran memoria, o al menos al gusto de mi tutor pero por otra... por otra parte me río, me rió por no llorar.

1 comentario:

Lineas futuras y conclusiones dijo...

Aupa bekarios,
Ya os queda poco.
Eutsi goiari!!